Antonio Segura y Josep Palacios piden políticas migratorias “coherentes”

acte_6febrer_3_600Antonio Segura, abogado experto en derecho migratorio, y José Palacios, asesor y técnico del Departamento de Igualdad y Nueva Ciudadanía del Ayuntamiento de Mataró (Barcelona) y de anteriores gobiernos de la Generalitat de Cataluña, coincidieron ayer en Barcelona en defender la necesidad de regular la migración, pero desde la coherencia y la cohesión social.

Segura, uno de los dos protagonistas de este debate previo al III Congreso Internacional Edificar la Paz en el Siglo XXI que se celebrará en República Dominicana, defendió las leyes migratorias como herramientas para controlar los flujos de personas, recordó que “algunas hasta todo son más duras que las Europeas o las estadounidenses “, actualmente en cuestión, e insistió en que el objetivo de todas ellas” debería ser tratar a los demás como quisieras que a ti te trataran”.

Una coherencia, que según este experto en política migratoria, no se da en la República Dominica, donde “los terratenientes apoyan la entrada de haitianos para poder explotarlos en las plantaciones” pagándoles sueldos más bajos que los trabajadores nacionales y luego quejándose de su presencia masiva en el país.

En cambio, Segura calificó de “bastante correcta” la ley migratoria española porque “todos los ciudadanos tienen más o menos los mismos derechos”, existe la agrupación familiar y sólo se expulsa o se ingresa en los Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) los inmigrantes indocumentados que han cometido algún tipo de infracción, según él, cosa positiva porque “generan mala imagen al resto del colectivo”.

La migración no es voluntaria

Por su parte, Josep Palacios recordó que “nadie abandona su país porque quiere, detrás de la inmigración siempre hay causas concretas”, que deben abordarse desde los gobiernos, pero también desde la responsabilidad ciudadana que ha de ejercer presión a las administraciones competentes y reclamar un cambio estructural del mundo.

“No podemos dejar toda la responsabilidad en manos de los gobiernos. Para pedir el no a la guerra en Irak salimos a la calle, ¿y ahora qué?”, interpeló el experto en migración al público asistente. “No conseguiremos la paz en el siglo XXI mientras nos acostumbremos a ver niños muertos boca abajo en las playas”, aseguró en referencia a Aylan Kurdi, el niño sirio símbolo del drama de los refugiados.

Al igual que Segura, Palacios defendió la necesidad de que todos los Estados dispongan de leyes de control de los flujos migratorios, pero criticó al Estado español por “haber hecho una ley de extranjería y no políticas migratorias” que garanticen la inserción laboral y la integración social de los recién llegados.

El asesor en nueva ciudadanía recordó que España necesita inmigrantes para crecer económicamente y demográficamente, ya que la tasa de natalidad española es una de las más bajas a nivel mundial, pero alertó de que “no se puede dejar en manos del mercado laboral las políticas migratorias”, si se ahora y en un futuro se quiere garantizar” la sostenibilidad social”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>