Paz sin fronteras

Un refrán chino dice: “Podemos encontrar a las personas lejanas, pero sin suerte no las conoceremos de cerca”. Por suerte conocí de cerca la Carta de la Paz, cuando llegué a España hace seis años para estudiar. Creo que fue una formación importantísima que me ha influido durante todo este tiempo. Puedo decir que al principio me costó mucho entender el contenido de los diez puntos de la Carta, porque suponía un enfoque muy diferente a lo que había aprendido de nuestra cultura china. Poco a poco fui estudiando teóricamente este documento, y me gustó mucho su idea. Después decidí ser voluntaria en la Carta de la Paz para profundizar los temas que trata. A partir de aquel momento, junto con las personas que trabajan en la Secretaría General de la Fundación, con la experiencia de la convivencia y el cariño que he recibido de ellos, he ido profundizando mejor en el documento, ya que esta convivencia me ha permitido vivir los contenidos de la Carta de la Paz. Comprendí que la paz es posible entre distintas personas, y que donde hay fiesta, hay paz. Especialmente me llamó mucha la atención el punto II del documento, que habla sobre los resentimientos. Me costó aceptar este punto por la influencia de nuestra cultura china. Dice un refrán chino: “Dentro de diez años, no será tarde para la venganza”. Creo que esta manera de pensar es una gran influencia para las nuevas generaciones. Cuando leí los primeros puntos de la Carta de la Paz, (“los contemporáneos no tenemos ninguna culpa de los males acaecidos en la Historia, por la sencilla razón de que no existíamos. Y ¿por qué, pues, debemos tener y alimentar resentimientos unos contra otros si no tenemos ninguna responsabilidad de lo acontecido en la Historia?”) fue como si tomara un refresco en un tiempo caluroso. Me ayudó a aprender que la paz no sólo se construye desde fuera, sino que lo más importante es construirla desde nuestro interior. Ahora estoy a punto de marcharme de España para regresar a China. Con muchas ganas de transmitir este valor; quiero seguir trabajando y practicando la Carta de la Paz, porque pienso que es muy necesario no sólo en el mundo occidental, sino también en el mundo oriental. Teresa Wu (Estudiante de español) España – Barcelona

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>